ARTICULO 39 CPEUM. LA SOBERANIA NACIONAL RESIDE ESENCIAL Y ORIGINARIAMENTE EN EL PUEBLO. TODO PODER PUBLICO DIMANA DEL PUEBLO Y SE INSTITUYE PARA BENEFICIO DE ESTE. EL PUEBLO TIENE EN TODO TIEMPO EL INALIENABLE DERECHO DE ALTERAR O MODIFICAR LA FORMA DE SU GOBIERNO.

domingo, 14 de diciembre de 2014

"La batalla por México" (15 de diciembre, 2014)

El General Francisco Franco, dictador de España (1936-1975)
Vicente Leñero, Anayeli Bautista, Erika Kassandra, semillas de la segunda revolución mexicana, in memoriam
John M. Ackerman

El movimiento que ha surgido a raíz de la desaparición y masacre de los estudiantes de Ayotzinapa tiene enormes implicaciones globales e históricas. La batalla por los recursos naturales, la cultura milenaria y el sistema político mexicanos constituye una prueba de fuerza tanto para la oligarquía global y sus aparatos represores como para la movilización ciudadana mundial por la paz, el medio ambiente y la justicia. Es responsabilidad de todos los mexicanos dentro y fuera del país, así como de los ciudadanos conscientes en todo el mundo, poner su granito de arena para asegurar que el desenlace de la crisis actual no abra la puerta al renacimiento del fascismo global y que, por el contrario, pavimente el camino para la liberación humana.

México juega hoy un papel similar al de España durante la Guerra Civil de 1936-1939. El trágico resultado de aquel conflicto preparó el terreno para el inicio de la Segunda Guerra Mundial. Apenas cinco meses después de que el general Francisco Franco declarara su victoria sobre las fuerzas republicanas en 1939, alcanzada con el apoyo decidido de la Alemania nazi, Adolfo Hitler invadiría Polonia. Posteriormente se multiplicaría exponencialmente la cantidad de personas exterminadas diariamente en los “campos de concentración” del Tercer Reich.

Durante aquella Guerra Civil, Estados Unidos, Francia y Gran Bretaña observaron pasivos y fueron cómplices de la destrucción de la democracia en España y después en toda Europa. Hoy, de manera similar, estas mismas potencias facilitan la destrucción de la democracia mexicana al encubrir y avalar ciegamente a una clase política que ha perdido totalmente la confianza de su pueblo.

Esto ocurre porque la llegada de una democracia popular y participativa en México pondría en riesgo importantes negocios de las grandes potencias. Más allá del evidente interés de Washington en el petróleo, los recursos naturales y las drogas, México es hoy uno de los nudos críticos para la articulación del crimen organizado y de los flujos financieros, lícitos e ilícitos, a nivel internacional. Fuentes oficiales estiman que se blanquean por lo menos 50 mil millones de dólares (aproximadamente 700 mil millones de pesos mexicanos) anualmente en México, aunque probablemente el monto es mucho mayor ya que por la naturaleza del delito se esconde de la vista de las autoridades. Y la mayor parte de este dinero no se queda en México, sino que una vez “limpiado” es transferido de regreso a Estados Unidos con el apoyo de las grandes instituciones financieras de Wall Street.

De acuerdo con Antonio María Costa, anterior jefe de la oficina de combate a las drogas y el crimen organizado de las Naciones Unidas, fue precisamente por medio de un aumento en los flujos del dinero del narco que el sistema financiero de Estados Unidos pudo recuperarse de la enorme crisis de 2008. En su importante reporte sobre el tema para The Guardian (véase: http://ow.ly/FIKtm), Ed Vulliamy ha expuesto todos los detalles sobre la sangrienta complicidad entre el sector bancario formal y los peores criminales del mundo.

Por otro lado, un estudio de la Universidad de San Diego estima que un promedio de 252 mil armas estadunidenses cruzan la frontera hacia México cada año, lo cual implica ganancias de aproximadamente 127 millones de dólares anuales para fabricantes de armas en el país del norte. Asimismo, el endurecimiento militar de la frontera de Estados Unidos con México ha generado enormes ganancias para los traficantes de personas. Sus servicios delincuenciales son ahora más cotizados que nunca para quienes quieran cruzar el río Bravo.

Y la limpia parcial que se ha hecho del sistema político colombiano, erróneamente considerado por algunos como ejemplo para nuestro país, ha empeorado la situación en México. El resultado ha sido la mudanza y la concentración en territorio mexicano de cada vez más nudos de comunicación y mandos del crimen organizado internacional. Una limpia profunda en México inevitablemente obligaría a los principales mandos del crimen organizado a trasladarse a otros países, o incluso a Estados Unidos, lo cual pondría en riesgo la “seguridad nacional” de Washington.

Lo anterior explica las constantes amenazas de parte del secretario de Marina, almirante Vidal Soberón, a los normalistas de Ayotzinapa, al pueblo de Guerrero y a todos los estudiantes y activistas del país. Los cables oficiales difundidos por Wikileaks han demostrado que la Marina es la institución de “seguridad” mexicana más cercana a Washington. La inédita agresividad y protagonismo del secretario solamente se explica porque se siente protegido por el gobierno de Barack Obama, o incluso está recibiendo órdenes de él.

De acuerdo con el INEGI, los ciudadanos denuncian solamente 3 millones de los 33 millones de delitos que se cometen al año en el país. En consecuencia, el único camino para acabar con la impunidad será generar un contexto en el que los ciudadanos se sientan suficientemente empoderados para que puedan denunciar las violaciones sistemáticas a sus derechos, su vida y su patrimonio. Pero este resultado solamente se podría alcanzar a partir de una transformación radical en la orientación del gobierno. En lugar de ser adversarios y obstáculos para el libre desarrollo del pueblo, las autoridades tendrían que fungir como sus aliados.

Así pues, la raíz de los problemas actuales en el país no es el disfuncionamiento institucional ni siquiera la corrupción, sino la total falta de legitimidad del sistema político y de la clase política que lo controla. Solamente un nuevo gobierno participativo y popular podría empezar a resolver los graves problemas actuales. Trabajemos todos para hacerlo realidad y de paso ponerle un alto histórico al proceso de expansión mundial de represión, exclusión e injusticia.

Twitter: @JohnMAckerman

(C) John M. Ackerman, Todos los derechos reservados
Publicado en Revista Proceso No. 1989

17 comentarios:

  1. Respuestas
    1. ¿Y?... se preguntan los troles y los apáticos, ignorando que en democracia el poder radica en el pueblo.

      Eliminar
  2. Puro panfleto para pejezoombies! Ah, la gran obra de Chávez en Venezuela tan plena de libertades como la madre Cuba!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. @Edmundo Lizardi: No seas pendejo, o de plano estas descerebrad

      Eliminar
    2. Edmundo seguro eres fiel consumidor de la cultura chatarra de Televisa y admiras "el profesionalismo" de quienes participan en 3er grado.

      Eliminar
    3. Lizardi, al parecer usted no está informado de los desatinos del actual gobierno, ni tampoco puede realizar lectura de comprensión ya que no se habla de Cuba ni de Venezuela, sino de la problemática de México. Regrese a la primaria y quizá con el tiempo pueda entender la situación del país.

      Eliminar
    4. @Edmundo Lizardi: Y bien, ¿para ti qué no sería un "panfleto para puro pejezombi"? ¿Qué tendría que decir, qué tendría que omitir? ¿O qué de falso le ves a este artículo? ¿O puntualmente qué te molesta de lo que dice? Porque ese ataque que has puesto parece un ataque genérico, que bien sirve para éste y para cualquier otro artículo que no sea servil al gobierno. La tuya, al ser genérica, es una crítica destructiva, no constructiva, a nadie sirve (salvo que a ti te sirva para quizás cobrar un sueldo como peñabot).

      Eliminar
    5. Edmundo Lizardi Aunque no mereces la mas minima atencion, te la doy solo para decirte que eres un idiota decerebrado peñabots

      Eliminar
  3. Efectivamente, los ciudadanos, tenemos la obligación de hacer uso de los instrumentos de defensa juridica que la propia Constitución nos ofrece, y de manera conjunta dar marcha atrás a las reformas impuestas por el neoliberalismo

    ResponderEliminar
  4. Me parece que el pueblo no necesita de aliados para plantearse su desarrollo. Sin conciencia ética, carácter y voluntad seguirá evadiendo su responsabilidad. La cuestión es qué entendemos, quién se asume y qué está dispuesto a hacer por su pueblo para reconocer nuestra filiación humana en este tiempo y espacio determinados.

    ResponderEliminar
  5. ¿Y?... se preguntan los troles y los apáticos, ignorantes de que en democracia el poder radica en el pueblo.

    ResponderEliminar
  6. EL PODER SUPERIOR AL POLÍTICO, ECONÓMICO Y MILITAR, ES EL PODER DEL PUEBLO.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Reconozcamos que seguimos engañados con ese razonamiento, que al mismo tiempo es un "miento a la razón", simple vanidad de impotentes. o como decimos "el petróleo es nuestro", "el poder es nuestro" y tantos mitos democráticos que deberíamos reflexionar mejor.

      Eliminar
    2. @emilio: En efecto, quizás es la vanidad de quien casi nada puede hacer. Pero mira: soy optimista. Por lo menos ahora tenemos esa vanidad y esa conciencia de que nos están saqueando. Antes, hará apenas ¿dos años? preferíamos ni siquiera sacar a relucir un poquito de indignación. Ahora nos indignamos masivamente, nos replanteamos cosas como qué tan nuestro en verdad es nuestro petróleo, qué tan democrático es en verdad nuestro país. ¡Pues como pueblo de una nación conquistada tenemos que pasar por esas etapas! Ya después quién sabe qué haremos con nuestra nueva conciencia masiva adquirida.

      Eliminar
  7. EPN ES UN LACAYO DE E.U., LE ORDENARON ESTABLECER EL 911 A LA USANZA YANQUI (EN HONOR AL SEPTEMBER 11, DÍA DE ATAQUE A LAS TORRES GEMELAS EN N.Y.), YA HAY GRINGOS EN EL EDO. MAYOR PARA DAR GOLPE DE ESTADO, ES LO ÚNICO QUE ¿SABE? HACER E.U., ESO Y DESTRUIR.
    PERO YA SE LES ESTÁ CAYENDO SU TEATRITO, A NUESTRO MÉXICO NO LE VAN A HACER LO QUE A OTROS PUEBLOS HERMANOS, HAY 43 SEMILLAS GERMINANDO, SERÁN DOLORES DE PARTO PARA EL RENACIMIENTO DE UN NUEVO MÉXICO.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No escribas tonterías el sistema de emergencias 911 existe mucho antes de los eventos del 11 de septiembre así que no tienen relación alguna

      Eliminar
  8. El tema Ayotzinapa “empalidece”, se vuelve aburrido, así como los causantes y beneficiarios se “empoderan” (¡qué fea palabra!). Aparecen nuevos tenas -indudablemente importantes-, se distrae la atención de los columnistas y los de siempre van ganado la batalla, ojalá me equivoque.

    ResponderEliminar